Las Emociones en las Medicina Tradicional

emociones

                                                                                    Las Emociones en las Medicina Tradicional

De acuerdo con los saberes de algunas medicinas tradicionales y complementarias, los malestares físicos y emocionales están relacionados con asuntos como el alma, el espíritu, la vitalidad y la energía; es decir, las medicinas tradicionales y complementarias tienen un acervo epistemológico y ontológico divergente de la ciencia. La medicina tradicional mexicana es el tercer sistema además de ser un conjunto de conocimientos y practicas generadas entre los diversos grupos originarios de México.

 Sus métodos diagnósticos incluyen la toma del pulso y palpitación; entre los tratamientos que ofrece se encuentran la herbolaria, masajes, temazcales, prescripciones alimenticias e higiénicas, y uno de las más importantes la realización de rituales.

La medicina tradicional mexicana esta fundada en la cosmovisión nahua, tanto los saberes como las practicas han sido transmitidos de padres a hijos de manera oral, algunos de sus preceptos han sido resguardados en un conjunto de fuentes precolombinas y coloniales.

Todos los tipos de medicinas se han adaptado a los tiempos contemporáneos y aun cuando sus antecedentes geográficos e históricos son muy diferentes, existen algunas convergencias en la cosmovisión de cada una. La cosmovisión es el conjunto ordenado de representaciones, ideas y nociones sobre el universo y el medio ambiente inmediato que orienta las formas de acción de cada pueblo en un momento histórico determinado, ya sea en el ámbito político, moral, religioso, estético, filosófico, medico, etc.

                                                                                                              COSMOVISION NAHUA

En la cosmovisión nahua que subyace a la Medicina Tradicional Mexicana, la dualidad esta representada por Omecihuatl que se caracteriza por ser frio, oscuro y de polaridad negativa, y Ometecutli relacionado con lo caliente, luminoso y la polaridad positiva.

A esta pareja se le atribuye la existencia de absolutamente todo, pues debido a la interacción de ambos se desdoblan cuatro “fuerzas” denominadas Tezcatlipoca, Huitzilopochtli, XipeTotepec y Quetzalcoatl que son las generadoras de la vida. Cada una se manifestará en un especifico color, alimento y rumbo (norte, sur, este u oeste) y su proyección hacia la región donde ocurre la vida, el plano terrestre, se representan gráficamente con la figura de un árbol.

A través de estos árboles, investidos de un carácter sagrado, todos los seres vivos como el agua, las montañas, las personas y los animales reciben una serie de influjos provenientes de dos regiones, la celeste y el inframundo. De acuerdo con el tercer sistema el ser humano esta conformado por una parte material que es posible apreciar en los huesos, la carne, sangre, órganos, y por una dotación anímica que no es observable a simple vista. Ambos componentes son resultado de la interacción de las fuerzas que actúan sobre la tierra y con las cuales el hombre mantiene una relación de influencia recíproca, pues asi como el ser humano se ve influido por estas fuerzas, mediante su actuar, puede transformarlas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *