Saltar al contenido

¿Cuáles son los orígenes de la Herbolaria?

El origen de la Herbolaria Prehispánica comienza por el interés y el amor que le tenían los aztecas al mundo vegetal, y esta se veía reflejada en la gran magnitud y la variedad de todos los jardines botánicos que construyeron en la época, además del constante cultivo de plantas medicinales para todo el imperio, y cabe resaltar que los primeros jardines zoológicos y botánicos estuvieron en México.

 

¿Cómo se desarrolló la Herbolaria?

Este conocimiento que tenían de la herbolaria lo utilizaron para fines medicinales, todo esto gracias a la gran variedad de plantas utilizadas por los indígenas como el Yolloxóchitl, Flor de Corazón, Cochitzátpotl, Zapote blanco, Toloatzin, Toloache, Ololiuhqui, Flor de la virgen, Tzompantli, Colorín, Chilacayote.

Herbolaria Anáhuac
Herbolaria Anáhuac

La riqueza de la herbolaria de la que se tenía un registro en aquel entonces era de 4051 plantas, y su registro a la actualidad ha sido posible gracias a la interpretación de dibujos y sus descripciones, en ciertos casos los nombres indígenas de las plantas han perdurado hasta la actualidad, otros han sido olvidados o sus nombres han sido cambiados al castellano, unos ejemplos de esto son la “xícama”, que actualmente se le conoce como jícama y el “nanxixocotl”, que al derivarse de xocotl-fruto agrio y nantzin-madre o anciana fue simplificado a nanche.

¿Cómo se utilizaban?

La herbolaria prehispánica se utilizaba para tratar las enfermedades causadas por el desequilibrio frío-calor en el organismo, gracias a la herbolaria era posible reestablecer este equilibrio, lo que daba como resultado la mejora del paciente.

Algunas de las plantas medicinales utilizadas en la herbolaria prehispánica eran:

  • Cihuapatli

Era utilizada al momento en que la mujer entraba en parto, esta planta facilitaba todo el proceso del parto, se molía cocida con agua y se le daba a beber, además de que todo este proceso ocurría dentro del Temazcal. En la actualidad se conoce que esta planta ayuda a inducir contracciones en el útero, lo que facilita el parto en las mujeres.

  • El zapote blanco

En la herbolaria prehispánica se utilizaba por sus propiedades hipnóticas y sedantes, las cuales eran utilizadas para tratar problemas del sueño y la hipertensión, además de que en ocasiones era utilizado para los dolores reumáticos y como antidiarreico.

Herbolaria Anáhuac